Espárrago trasroscado.

Aparte del Helicoil en una rosca pasada, está el clásico de roscar a un diámetro ligeramente mayor que el original, mediante el también clásico juego de machos.

Este artículo se publica en lamaneta.com gracias a la colaboración de:
http://www.sanglas350.com

Escrito por Fermore

sanglas350

 

Aparte del ya habitual procedimiento de colocación de un Helicoil en una rosca pasada, está el clásico de roscar a un diámetro ligeramente mayor que el original, mediante el también clásico juego de machos.

En el caso que se describe, la rosca de aluminio de la culata, donde se aloja uno de los espárragos que sujeta el soporte del balancín de escape, había desaparecido (por los años y los aprietes excesivos). El espárrago original era de métrica 7, creo recordar.
Por ello, la nueva rosca debería ser de 8 mm.

Aprovechando que JPescata tiene de todo (en especial, conocimientos y buena voluntad), le pedí los útiles para roscar al nuevo diámetro, que amablemente me había ofrecido.

Y no sólo eso: me preparó un espárrago (mejor dicho, dos, por si mis zarpas rompían algo) cuya parte inferior, la que queda roscada en la culata, era de 8 mm, y la superior, que atraviesa el soporte del balancín, quedaba a 7 mm como en origen.

Hecha la rosca, eliminadas todas las trazas de viruta metálica del proceso, colocado el espárrago, y apretado a 20 Nm, se resolvieron todos los problemas.

Ahí se adjuntan tres fotos que muestran la chapuza.

La primera con el espárrago viejo con los restos de la rosca aún adheridos (arriba), y el nuevo debajo.

01

La segunda durante el proceso de roscado, sin necesidad de desmontar la culata, sino sólo levantar la tapa del balancín y su soporte.

Puede observarse la “cucharilla” de cartón que preparé para recoger las virutas que pudiesen caer al interior.

02

La tercera, una vez puestos y con la dinamométrica en la mano, nunca está de más repasar el apriete del motor.

03

Escrito por Fermore

sanglas350

Este artículo se publica en lamaneta.com gracias a la colaboración de:
http://www.sanglas350.com

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *