Saliendo de Kurgan tomamos la carretera…

Saliendo de Kurgan tomamos la carretera que va hasta la frontera noreste de Kazahstan y ya llegando a esta se gira dirección a Omsk por una carretera con casi nada de tránsito en un espacio natural dominado por amplias llanuras de tonos verdes, ocres, negros, con algunas flores que le dan colorido, grupos aislados de arbolado, lagos, lagunas, pantanos y ni rastro de civilización salvo la carretera y una línea de tendido eléctrico. Un momento en el que te sientes muy lejos de casa pero feliz de poder estar en un lugar dominado por la naturaleza.

la foto

Todo tiene un final y este caso en forma del cojinete de marras de la Bellaterra. A los pocos km encontramos la carretera principal y decidimos parar en una gasolinera para reparar y repostar. Pues sí de nuevo cambiamos el cojinete de la rueda trasera y visto el panorama decidimos parar mañana en Omsk, que esta a unos 350 km, para comprar unos 1000 y así andar seguros.

Más: http://barcelonatokyoenimpala.blogspot.com.es/

 

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *