Tándem Motobecane Inter Club. 1ª Parte

En otoño de 2012 estuvimos recorriendo con mi esposa y en nuestras bicicletas la Via Verda de la Terra Alta, que continúa en Aragón como Vía Verde de la Val de Zafán.

Ya hace tiempo que hacemos juntos excursiones en bici, pero el hecho de que ella y yo tenemos una forma muy diferente de hacer estos trayectos me impulsó a buscar un tándem que nos permitiese ir más a la par. Ella podría estar más pendiente del paisaje que de la bici y yo ya no tendría que reprimir mi tendencia a ir “a mi aire”, dejándola sola en demasiadas ocasiones.

Así que me puse a buscar un tándem mixto de ocasión. Sin prisa, pero sin pausa. No necesitábamos uno de montaña ni uno de carretera. Sería para pasear. Y además se lo regalaría, bueno, sería un regalo conjunto, para nuestro aniversario a finales de julio de 2013, con lo que me daba tiempo a restaurarlo y dejarlo reluciente.

Me gustan las bicicletas de los ’70 y ’80, por lo que preferiblemente sería de esa época. La idea era hacer una versión vintage de paseo, combinando el color del cuadro con manillares, sillines y una cesta de mimbre en el portapaquetes posterior para llevar la impedimenta.

El presupuesto previsto sería como máximo de 400€, fruto de dinero suelto que iría recogiendo en una alcancía.

También tenía claro que debía entrarle por los ojos al primer golpe de vista si no quería que me ocurriese esto:

Tiempo atrás había visto un Lejeune a la venta en un foro de furgos VW que me había gustado e intenté localizar uno igual. Parece ser que en España no hay demasiada cultura del tándem, pues no encontraba nada que valiese la pena. Eso sí, los precios de escándalo. Mi amigo Agustí me comentó que en Francia había bastante oferta y me recomendó la web leboncoin.fr

Tras una temporada de ir buscando ya había ampliado la selección a tres marcas más: Peugeot, Gitane y Motobecane. Un problema añadido, aparte del precio, era traerlo hasta Barcelona.

A principios de marzo de 2013 encontré casi simultáneamente tres que coincidían con los criterios de búsqueda. En ese momento en la alcancía ya había recogido más de 300€, por lo que me puse en contacto con los vendedores. A dos de ellos llegué tarde y ya los habían vendido, quedaba un Motobecane a la venta en Perpignan por 300€. Llevaba unas alforjas, sillines y manillares del Decathlon que quedaban horrorosos, en las fotos que el dueño me envió se apreciaba alguna muestra de óxido, pero en general se veía bien y aunque cambiase estos elementos ya les daría salida en un futuro.

Tras unos cruces de correos llegamos a un acuerdo. El vendedor retiraba las alforjas que yo no necesitaba y me rebajaba el precio a 280€. El tema del transporte me lo resolvió de nuevo Agustí a la vuelta de un viaje que hizo a Carcassonne con su furgoneta.

Cuando me lo trajo -como de costumbre él llegó antes de la hora y yo tarde- ya estaba dando vueltas por el barrio y disfrutando como un crío. He aquí la prueba:

bicicletatandem001

La primera impresión fue buena. La segunda casi se salda con un batacazo de Agustí al querer bajar de la bici. El manillar posterior de MBX tiene 70cm de ancho y está a 1,20m de altura. No sé cómo subió, pero desde luego no había manera de bajar de modo natural, así que se arrimó al bordillo y puso el pie encima dejándose caer a un lado. ¡Vaya bicho más grande! También subí yo, tanto delante como detrás. Desde luego su propietario francés dejó un tándem muy cómodo, pero debía ser un gigante. Mido cerca de 1,80m y llegaba de puntillas al suelo, algo poco recomendable en una bici de paseo. Mi mujer desde luego no llegaría ni en el asiento de atrás, algo más bajo. Los sillines estaban abajo del todo. Tendría que ingeniarme alguna cosa. El tándem es muy, muy grande. ¿Por qué no se me ocurrió preguntar la talla del cuadro?

Tras una observación más en detalle, veo que los sillines con su elastómero son bastante altos. Por ahí puedo ganar algo. Y si cambio las tijas con nuez para el asiento por unas de las que van directamente a las guías también puedo reducir unos centímetros. Tomo la decisión de no venderlo y seguir adelante.

Lo primero es hacerle un buen reportaje fotográfico, pero no puedo hacer desaparecer la réflex de casa tanto tiempo. Mi esposa no sabe nada y sospecharía algo raro si me llevo la cámara. Hago las fotos con el móvil. Cuando puedo descargarlas en el ordenador descubro que han salido de pena, todas con tono azulado y difusas. Tenía los ajustes para luz de tungsteno y encima no me di cuenta de que el objetivo estaba sucio. La pena era que para entonces ya lo había desmontado.

Detalle del desastre:

bicicletatandem002

Con algún retoque:

bicicletatandem003

He de conseguir una cámara. Recuerdo que mi hija mayor tiene una que no utiliza y se la pido. Ya haré las fotos a cada pieza que desmonte. Si me acuerdo….

Pido al vendedor que me envíe las fotos que él hizo cuando publicó el anuncio y me dice que las ha borrado. Fui tonto de no guardarlas.

Voy recopilando la mayor cantidad de información posible: Catálogos, fotos y cuanto me pueda ser de utilidad.

Parece que Motobecane fabricó su modelo Inter Club pensando en la carretera con manillares bajos. Todos los catálogos que he encontrado son de ese tipo. Aunque también debió equiparlas con guardabarros, porque hay muchas con ellos. Y además son de acero inoxidable.

Catalogo de 1984

bicicletatandem004

De lo que no estoy tan seguro es que se produjesen en versión de paseo. Todas las imágenes que he visto con manillares más turísticos muestran signos de haber sido adaptados. Un punto que lo delata es la maneta de freno izquierda, de la que salían dos cables, uno al freno delantero y otro al tambor posterior. Era de la marca Mafac y, por su forma, difícil de adaptar a un manillar no de carrera. Mi tándem no la conserva. El anterior propietario me comentó que tanto los manillares como manetas y asientos estaban inaprovechables, por lo que los puso nuevos. En muchas de las imágenes que corren por Internet se aprecia que la maneta doble Mafac ha sido sustituida por dos manetas independientes, situando la del freno posterior en el manillar de atrás.

Mi intención es adoptar una postura de paseo para ambas plazas, con manillares que permitan ir un tanto erguidos, sin cargar demasiado peso en las manos. Tampoco quiero una postura totalmente vertical que dificulte el esfuerzo en las subidas. Además han de tener un aire retro en consonancia con la edad de la bicicleta.

En cuanto a los asientos sustituiré los sofás que lleva instalados y pondré en su lugar unos que sean lo suficientemente confortables, pero más livianos, también de aire retro, en versión masculina y femenina y de color miel a juego con los puños. En Brooks los tienen, pero el precio de todo el conjunto supera lo que me costó el tándem y se sale de presupuesto.

Veo que le faltan los pasadores que mantienen la altura de los asientos. En el catálogo de Amat http://www.amat-bici.com/PLANES_catala.html los tienen, así como asientos, manillares y otras cosas que necesito.

El primer problema se presenta al no poder sacar las tijas de los sillines. Tienen marcas de haber estado metidas a martillazos. Intento de todo para sacarlas, pero no hay manera. Supongo que debieran ser de 25mm y las han puesto de 1”, que son 25,4mm. Muy a mi pesar han de quedarse ahí, lo que me impide poner tijas sin nuez que me permitirían bajar la altura de los sillines. Puedo compensarlo poniendo las nueces boca abajo, con ello gano un par de centímetros.

En Amat sólo me son de utilidad los pasadores, por no dejar su alojamiento vacío, y el manillar delantero. Los asientos retro son similares en altura a los que llevaba y quedan demasiado altos. Tampoco encuentro las fundas de los cables en color plateado ni la potencia del manillar trasero.

De momento no comienza muy bien la restauración. Me estoy encontrando más problemas de los previstos.

Afortunadamente encuentro en Internet unas fotos de un tándem como el mío en la misma combinación de colores de sillines y manillares que quiero dejar. También dispone de una cesta de picnic, lo que me reafirma en que mi idea del tándem quedará estéticamente atractiva.

bicicletatandem005

Como en la foto aparece su correo, me pongo en contacto con Andrew Blake, de Melbourne, quien amablemente me indica que los asientos son los modelos Ladle y Spoon de la firma británica Charge www.chargebikes.com y que los ha adquirido en wiggle.co.uk

bicicletatandem006

bicicletatandem007

Desafortunadamente ya no disponen de la versión Ladle. Envío un correo a la fábrica, quienes me responden que no me lo pueden vender directamente y que no tienen distribuidor en España.

Busco alternativas y encuentro los modelos Uno Pro y Uno Sport de la firma de Florida Origin-8 www.origin-8.com

bicicletatandem008

Los localizo en la web de B-City www.bcity.es , que tienen tienda en Barcelona, pero no les quedan en stock y no saben cuándo les llegaran. Además en las fotos se aprecian colores diferentes, siendo la versión más de paseo de un tono que no me acaba de convencer.

Sigo buscando y veo los Madison www.madison.co.uk Breeze y Flux pero también son de color marrón y sólo los puedo adquirir en e-bay.

bicicletatandem010

 

bicicletatandem011

El precio de todos estos sillines está entre 24€ y 30€ por unidad, a los que habrá que añadir los portes. Pensé que si encontraba los puños a juego en el mismo distribuidor quizá me ahorrase algo.

Al final, entre unas cosas y otras, se me complicó mucho todo debido a un gran pico de trabajo antes del verano y a que me metí en reformas en casa, lo que me restó casi todo el tiempo previsto para el tándem. Se acercaba la fecha de nuestro aniversario y aún tenía que conseguir asientos y puños.

Afortunadamente encontré los sillines Origin-8 en fixie2000.com y debo agradecer a Jordi que me los viniese a traer personalmente.

Los puños los localicé en Argentona, en www.start-bikes.com y también debo dar las gracias a mi compañero de trabajo Adolf que se acercase a la tienda de su localidad y me los trajese.

Y ya que vamos de agradecimientos, no puedo olvidar a Gala, de www.pave.cc por toda la ayuda e interés brindados buscando sillines y puños, aunque al final no los comprase a ellos.

La bici está en casa de mi padre. Es nonagenario, pero está bien para sus años y aún va en bicicleta al huerto. Voy a verle cada día por la noche. Así, mientras charlamos, puedo llevar a cabo la restauración sin levantar las sospechas de mi mujer por el tiempo que paso fuera de casa.

Como el asunto de los sillines está estancado, decido dedicarme a las ruedas. Al menos iré avanzando en algo. Las cubiertas y cámaras son nuevas. Me hubiese gustado ponerle neumáticos de banda blanca, pero voy dejar los que lleva. Ya los cambiaré cuando restaure la Orbea o la Gimson con rueda de 700. Tampoco voy a desmontar las ruedas para poner radios inoxidables. Me llevaría demasiado tiempo y no la tendría acabada en el plazo previsto.

Así quedan:

bicicletatandem012

bicicletatandem013

bicicletatandem014

bicicletatandem015

bicicletatandem016

bicicletatandem017

Tándem Motobecane Inter Club. 2ª Parte

1 comentario sobre «Tándem Motobecane Inter Club. 1ª Parte»

  1. Como podrìa pulir las llantas, y dejarlas tan bien como estas suyas?

    Me han dado una Motobecane tandem, igual que la suya y hay que hacerle mucho…

    Muchas gracias……..

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *